Advierte que la economía mundial experimentará un crecimiento más bajo de lo esperado este año

Banco Mundial: la crisis de los países ricos sigue amenazando la recuperación global

La economía mundial creció en 2010 un 3,9%

Banco Mundial: la crisis de los países ricos sigue amenazando la recuperación global
Banco Mundial. BBC MUNDO.

La economía mundial creció en 2010 un 3,9% debido fundamentalmente al aporte del crecimiento en los países en desarrollo que alcanzaron de forma conjunta un 7%

Los problemas financieros en los países ricos constituyen una amenaza para la recuperación económica. Así lo afirma el Banco Mundial este jueves a la vez que advierte que la economía mundial experimentará un crecimiento más bajo de lo esperado este año.

La economía mundial creció en 2010 un 3,9% debido fundamentalmente al aporte del crecimiento en los países en desarrollo que alcanzaron de forma conjunta un 7%.

Para este año el Banco Mundial espera un «crecimiento más bajo, pero sólido», con un 3,3 por ciento.

Nuevamente, se espera que los países en desarrollo crezcan a un paso mucho más acelerado con un crecimiento esperado de 6%. La demanda en estos países se ha convertido en uno de los principales motores de la economía mundial. En otras palabras su crecimiento no depende de venderle a los países ricos.

El organismo advierte que la principal amenaza a la recuperación económica son los problemas financieros en las naciones ricas.

Rescate financiero

En 2011, los países de la eurozona tienen vencimientos de deuda equivalentes a unos 560.000 millones de euros.

La principal preocupación es que algunos de estos países, como Portugal, Irlanda o Grecia, no puedan hacer frente a sus compromisos, lo cuál provocaría una crisis bancaria y amenazaría la estabilidad del euro.

El Banco Mundial también se refirió a los flujos de capitales especulativos que están yendo hacia economías emergentes como Brasil.

El organismo destacó que en la mayoría de los países estos capitales han reforzado el crecimiento económico, pero advirtió que éstos podrían provocar burbujas inmobiliarias y llevar a la apreciación de las monedas, lo cual afectaría su competitividad.

Varios países como Brasil y Perú entre otros, han adoptado medidas para restringir estos capitales y poner un freno a la apreciación cambiaria.

El Banco Mundial advirtió además sobre los riesgos de inflación y destacó que los precios de los alimentos continuarán subiendo si los inversionistas siguen apostando al sector de materias primas a fin de obtener altos dividendos.

 

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Paul Monzón

Redactor de viajes de Periodista Digital desde sus orígenes. Actual editor del suplemento Travellers.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído