La huída del capital privado por la crisis económica en Venezuela

La multinacional Goodyear dice good bye a Venezuela y pagará como indemnización 10 neumáticos por empleado

En 1997 en Venezuela existían 12.700 industrias, ahora quedan menos de 2.500 y operan al 20% de su capacidad.

La multinacional Goodyear dice good bye a Venezuela y pagará como indemnización 10 neumáticos por empleado
Good Year se va de Venezuela. YT

Venezuela no es el lugar idóneo del planeta para hacer negocios, de hecho es uno de los que menos, incluso para las grandes multinacionales que tienen mayo capacidad para soportar los embates de una economía en decadencia.

La última en sumarse al listado de grandes empresas en abandonar al país caribeño fue Goodyear, que informó a sus trabajadores de Venezuela que abandona el país.(Nicolás Maduro sigue escuchando pajaritos: asegura que Estados Unidos planea un golpe de estado contra Venezuela)

En el comunicado Goodyear manifestó que «tomó la difícil decisión de dejar de producir neumáticos», también informaron que como indemnización otorgará 10 llantas cada uno.

«Nuestro objetivo era mantener las operaciones, pero las condiciones económicas y las sanciones impuestas por Estados Unidos lo han hecho imposible».

La medida tomó por sorpresa a los trabajadores de la multinacional en Venezuela.

Algunos representantes sindicales y empleados aseguraron que la fábrica contaba con materia prima para seguir operando.

Mercado negro

Los empleados que acudieron a la planta de la compañía, ubicada a unos 150 km de Caracas, recibieron la notificación del cese de operaciones.

También fueron informados, según Reuters, de que recibirán 10 neumáticos como compensación.

Hasta el viernes, Goodyear fabricaba ruedas a un ritmo de entre mil y 2.000 unidades diarias, apenas un 10% de su capacidad.

En un país donde hay una escasez de todo tipo de productos, los neumáticos de calidad son muy valiosos en el mercado negro.

Guillermo D. Olmo, corresponsal de BBC en Venezuela

Hacer negocios se ha puesto cada vez más difícil en Venezuela.

Las empresas nacionales y extranjeras no escapan a los efectos de una crisis económica brutal, de la que Nicolás Maduro culpa a un boicot orquestado desde Estados Unidos pero considerada por la mayoría de expertos internacionales el resultado de su política económica.

Los problemas de la economía venezolana se multiplicaron en 2013, con la caída de los precios del petróleo.

Privado de gran parte de sus ingresos, el gobierno trató de compensar su enorme déficit emitiendo dinero inorgánico, con lo que dio alas a la hiperinflación, el gran problema de la Venezuela actual.(El FMI vaticina que la inflación llegará al 1.000.000% este año en la Venezuela chavista)

Con los precios desbocados, obligadas por el gobierno a subir una y otra vez los salarios, el margen de beneficio para las compañías se redujo tanto que muchas ya no le encuentran sentido a permanecer en Venezuela.(Maduro aumenta el salario mínimo en Venezuela y sigue hundiendo la economía del país)

Como otras antes, ahora se va Goodyear.

Goodyear es la última multinacional en abandonar Venezuela, después de Kellogg, Kimberley Clark y varias aerolíneas.

Venezuela atraviesa una grave crisis económica desde 2014.

Se estima que 2,3 millones de ciudadanos abandonaron el país por la hiperinflación, los cortes de energía y la escasez de alimentos y medicamentos.

En los últimos dos años, el gobierno del presidente Donald Trump impuso sanciones a decenas de venezolanos, incluidos altos funcionarios como el propio Nicolás Maduro.

Washington los acusa de corrupción, tráfico de drogas y abusos contra los derechos humanos, algo que los señalados niegan.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído