CRIMEN Y CASTIGO

El dramático instante en que el asesino islámico intenta acuchillar a tres policías y lo abaten de un balazo

El dramático instante en que el asesino islámico intenta acuchillar a tres policías y lo abaten de un balazo
Fanático islámico lanza un ataque con cuchillo en Australia. EP

Todo pasó en segundos. Momentos de pánico y muerte se vivieron en Melbourne, Australia, cuando un fanático islámico asesinó a un hombre e hirió a dos otros a puñaladas. (La diócesis de Melbourne abandonará la defensa legal de George Pell)

El hecho ocurrió en una zona comercial muy concurrida de esa importante ciudad australiana.

Además de haber asesinado a un inocente y herido a otros dos, el criminal logró incendiar un automóvil en el que parece haber llegado a la zona.

«La Policía respondió al incidente y cuando se acercaron al vehículo vieron al hombre que tenía un cuchillo y los amenazaba», detalló el superintendente policial.

«La Policía no busca a nadie más en este momento».

Las autoridades, que en un principio aseguraron que el atacante «no tenía vínculos con el terrorismo», han reconocido posteriormente que el caso se investiga como una acción de este tipo.

El facineroso es originario de Somalia y era conocido de los servicios de inteligencia. (Este es el audio que revela detalles sobre supuestos ovnis avistados en Melbourne en 1966)

De acuerdo al relato de los primeros testigos, el asaltante estrelló su vehículo contra un centro comercial en la calle Bourke y acto seguido abandonó el coche en llamas y comenzó a apuñalar con un cuchillo a los allí presentes, uno de los cuales murió en el lugar.

El ataque tuvo lugar a las 16.20 hora local (07.20 en España) cuando el tipo salió con un cuchillo de un vehículo en llamas tras estrellarlo en la entrada de un centro comercial de la céntrica calle Bourke.

El agresor arremetió con el cuchillo contra varios peatones, uno de los cuales murió en el lugar, detalló Clayton, sin dar las identidades de las víctimas ni aclarar el estado de los heridos.

La calle Bourke ya fue escenario el 20 de enero de 2017 de un atropello deliberado en el que murieron seis personas, entre ellas un bebé y una niña de diez años, perpetrado por Dimitrious Gargasoulas, de 28 años.

Gargasoulas, que se encontraba en libertad condicional por otros delitos, afronta un juicio ante el Tribunal Supremo de Victoria, la máxima instancia judicial de ese estado, ante el que ha alegado que sufre enfermedades mentales y estaba bajo influencia de las drogas.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído