Ingrid Betancourt está «muy enferma»

Ingrid Betancourt está "muy enferma"

(PL).- Gloria Polanco , la ex parlamentaria liberada este miércoles por los narcoterroristas de las FARC, ha asegurado que Ingrid Betancourt, de cuyo secuestro por parte de las FARC se cumplieron el pasado sábado seis años, está «muy enferma».

Otro de los rehenes liberados, el ex congresista Luis Eladio Pérez ha añadido que vio a la ex candidata presidencial colombiana «hace 23 días exactamente, el 4 de febrero, por unos pocos minutos» y que las FARC «se han ensañado con ella».

En declaraciones a la cadena de televisión TeleSur a su llegada al aeropuerto de Maiquetía, en Caracas, Pérez ha afirmado que coincidió Betancourt «en una marcha» cuando «ella logró escapar» por unos momentos, al igual que el propio Pérez, del control de la guerrilla.

El ex congresista liberado ha destacado que la ex candidata presidencial colombiana estaba entonces «en una situación supremamente difícil» y que tiene un «problema recurrente de hígado» y que está «mal física y moralmente» y ha abogado porque «todo el mundo reclame al unísono su libertad».

Sobre su cautiverio, Pérez ha subrayado que no sabía cómo logró sobrevivir y ha confirmado que sufrió un infarto, una parálisis renal «y todas las enfermedades del trópico», y calificó de «un horror» las «condiciones infrahumanas» en las que se encuentran los cautivo.

Reencuentro en Caracas

Los cuatro ex congresistas ya se han reencontrado con sus familiares tras llegar al aeropuerto caraqueño de Maiquetía. Gloria Polanco de Lozada, Orlando Beltrán Cuéllar, Luis Eladio Pérez y Jorge Eduardo Géchem Turbay llegaron en avión desde el aeropuerto venezolano de Santo Domingo, donde se les vio bajar de su propio pie de los helicópteros que fueron a buscarles en la selva.

La operación humanitaria para recuperar a los cuatro rehenes había arrancado temprano en la mañana en la zona fronteriza entre Venezuela y Colombia, con la salida de los helicópteros desde el aeropuerto venezolano de Santo Domingo. Las aeronaves tenían como destino un lugar de la selva colombiana, en unas coordenadas que fueron entregadas por las FARC a las autoridades de Venezuela.

Las FARC indicaron, al igual que ocurrió en la primera liberación, que la entrega de los actuales rehenes al presidente venezolano Hugo Chávez es un acto de “desagravio” por haber sido cesado por su homólogo colombiano, Álvaro Uribe, como mediador para un canje humanitario.

El presidente colombiano dio por terminadas las gestiones de Chávez y de Córdoba, el pasado noviembre, lo que desencadenó una crisis entre ambos países que llegaron al borde de la ruptura, en medio de una escalada verbal entre acusaciones e insultos.

No más liberaciones

Tras esta liberación, las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC)han anunciado que no habrá más liberaciones a menos que el Gobierno del presidente Álvaro Uribe desmilitarice una zona del suroeste del país. Inmediatamente, el Gobierno ha respondido a través de su ministro de Defensa, de que no habrá desmilitarización de la zona.

«Esta liberación es la más contundente manifestación de que puede más la humanidad que la intransigencia. Ahora debe seguir el despeje militar de Pradera y Florida por 45 días, con presencia guerrillera y comunidad internacional como garantes, para pactar con el gobierno en ese espacio, la liberación de los guerrilleros y de los prisioneros de guerra en poder de las FARC», reseña el comunicado.

Al conocer la exigencia de las FARC, el ministro de Defensa de Colombia, Juan Manuel Santos, ha reafirmado la posición del Gobierno y ha afirmado que no habrá despeje de la zona, como condición para un acuerdo humanitario con la guerrila. «La liberación de estos dos grupos de secuestrados demuestra que no es necesario despejar ninguna zona del territorio colombiano para conseguir su regreso a la libertad», ha afirmado Santos.

El ministro ha agregado que el Gobierno de Uribe mantiene su disposición a utilizar todos los canales, a través de los mediadores autorizados para lograr un acuerdo humanitario con las FARC que permita la liberación de todos los secuestrados en su poder.

EL GORILA ROJO MANDA UN MENSAJE AMISTOSO A MARULANDA

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, ha pedido al jefe de las FARC, Manuel Marulanda, que «mientras seguimos tramitando» la liberación de la ex candidata presidencial Ingrid Betancourt, ordene que sea trasladado a un lugar donde él la tenga cerca. «Eso es urgente», ha expresado el gobernante al insistir que Betancourt debe ser llevada «a un comando más cercano a ti», porque «es posible que tú no sepas» que las condiciones de su cautiverio es «muy delicada», ha agregado el gobernante.

Betancourt, secuestrada hace seis años por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), es «la única mujer que queda» en poder de ese grupo guerrillero, ha subrayado Chávez en una reunión con los cuatro ex congresistas colombianos liberados. Estos «nos explican», ha reiterado Chávez, que la situación de Betancourt «es muy difícil», y «que ver cómo buscamos la liberación de Ingrid y ojalá de todos» los rehenes de las FARC.

ENCUENTRA LOS PRODUCTOS QUE TE INTERESAN

¡¡¡ BÚSQUEDA DE LAS MEJORES OFERTAS ONLINE !!!

Obtener los mejores resultados de tu búsqueda de productos

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído