Corbacho quiere frenar la entrada de inmigrantes por miedo a que se agrave la crisis

Corbacho quiere frenar la entrada de inmigrantes por miedo a que se agrave la crisis

(PD).-Celestino Corbacho rectifica las regularizaciones masivas de su antecesor Jesús Caldera. El ministro de Trabajo ha empezado a convertir su nuevo enfoque de la política de inmigración en propuestas de reforma de la ley y del reglamento de extranjería.

El ministro de Trabajo propondrá establecer una serie de limitaciones a la reagrupación familiar, entre las que destaca la supresión del derecho a traer a los ascendientes, el establecimiento de unos meses concretos para la llegada de menores en edad escolar y la exigencia de una oferta de trabajo a los jóvenes de entre 16 y 18 años.

El objetivo es «ordenar» un fenómeno que en una situación de crisis económica podría traer a España a centenares de miles de personas cada año, «la gran mayoría de ellas fuera del sistema productivo con la consiguiente sobrecarga del sistema de bienestar social», según explicó Corbacho en declaraciones a El Periódico de Cataluña.

La propuesta más articulada como tal es el veto a la llegada de menores de entre 16 y 18 años sin oferta laboral. Con ello, Corbacho cree que se evitaría el actual fenómeno de los jóvenes extranjeros que «acaban pasando los días en la plazas y calles de los municipios porque ya han superado el límite de la enseñanza obligatoria y no tienen trabajo, ni siquiera la posibilidad de optar a cursos de formación ocupacional». Corbacho lo sabe porque en los barrios de L’Hospitalet, ciudad de la que fue alcalde hasta el pasado abril, tenía siempre a 500 ó 600 chavales en esta situación.

Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído