Historias insólitas

Dos mujeres entran a un templo sagrado hinduista: los líderes sacaron a todos para hacer un «rito purificador»

Cuatro meses después de una decisión de la Corte Suprema que las autorizaba, visitaron el santuario de Sabarimala custodiadas por policías

Dos mujeres entran a un templo sagrado hinduista: los líderes sacaron a todos para hacer un "rito purificador"
Templo hindú

Dos mujeres identificadas como Kanaka Durga y Bindu (sin apellido) se convirtieron en las primeras en entrar en un templo de Kerala, en el sur de India, tras una decisión de la Corte Suprema que anulaba una prohibición de entrada a las mujeres de entre 10 y 50 años, anunciaron las autoridades. (Un hombre hindú intenta enamorar a su vecina de 13 años y ante su rechazo la decapita con una hoz)

«Dos mujeres entraron al templo Sabarimala, habíamos enviado órdenes a la Policía para que proporcionasen toda la protección posible a cualquier mujer que quiera acceder al templo», afirmó a los periodistas el jefe de Gobierno de Kerala, Pinarayi Vijayan, ya que se esperaba el rechazo de los conservadores que querían evitar su ingreso. (Por primera vez hay miembros del Congreso de EEUU budista, hinduista y sin religión declarada)

El templo de Sabarimala es uno de los santuarios más sagrados del hinduismo y desde hace semanas es motivo de enfrentamientos entre los hindúes tradicionalistas, favorables a que se mantenga la prohibición, y los partidarios de la decisión de la Corte Suprema, especialmente asociaciones de defensa de los derechos de las mujeres.

 

 

Imágenes difundidas por medios locales muestran a dos mujeres vestidas de negro y con sus cabezas cubiertas con pañuelos accediendo al templo entre una multitud de hombres, tras haber realizado la ascensión de 5 kilómetros desde la localidad de Pamba.

Tras el suceso histórico, los líderes del templo decidieron cerrar las instalaciones y realizar un «rito de purificación».

Decenas de miles de mujeres formaron una cadena humana para respaldar la decisión de la Corte Suprema, declarada en septiembre. Esta manifestación, bautizada «Muro de las mujeres», recibió el apoyo del gobierno comunista de Kerala.

Aunque el gobierno de Narendra Modi no emitió comunicados al respecto, las activistas ya celebraban la noticia. «Ver las imágenes de la entrada me hizo llorar de alegría. Cuánto nos demoró reclamar nuestro espacio, escribir nuetra historia», publicó la autora feminista Meena Kandasamy.

 

 

Desde que la Corte Suprema anunció su decisión, varias mujeres intentaron entrar en el santuario, pero los más tradicionalistas se lo impidieron, lo que motivó altercados entre los fieles favorables a la prohibición y la policía.

Cientos de miles de hindúes -hombres, mujeres jóvenes y ancianas- acuden al templo para una fiesta anual que suele caer a finales de año.

Muchos grupos hindúes y el partido nacionalista Bharatiya Janata, del primer ministro Narendra Modi, se oponen a la decisión de abrir el templo a todas las mujeres.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído