Inmigración

La visa no lucrativa, el desconocido canal migratorio para vivir en España

Alexandre Rangel, director de Grupo SIEspaña, es el principal promotor de la vía migratoria que permite residir en España sin necesidad de invertir o solicitar asilo.

La visa no lucrativa, el desconocido canal migratorio para vivir en España
Alexandre Rangel, director de Grupo SIEspaña

En un proceso migratorio, toda oportunidad es fundamental. A pesar de la popularidad que ha alcanzado el asilo o las peticiones de residencia humanitaria en España, existen otras soluciones más desconocidas pero más efectivas, como es la visa no lucrativa. Un canal migratorio que, durante los últimos años, se ha dado a conocer en toda América Latina de la mano del director del Grupo SIEspaña, Alexandre Rangel.

El abogado norteamericano, que durante 20 años se dedicó a la asesoría migratoria hacia Estados Unidos, descubrió que la visa no lucrativa ofrecía unos beneficios especiales al empresario o emprendedor interesado en España. «El visado autoriza la residencia legal con sólo la demostración de unos fondos pero, a diferencia de Estados Unidos, no tienen que ser invertidos en un negocio, sino que basta con que estén en una cuenta bancaria a nombre del solicitante», apunta a Periodista Digital. (¿Sabías que EE.UU. pedirá historial de redes sociales a solicitantes de visa?)

En este sentido, los inmigrantes podrán permanecer con sus recursos intactos mientras conocen el país, las características del mercado y las oportunidades donde consideran más oportuno destinar su inversión. «Es una forma de inmigrar, sin descapitalizarse y con más opciones de invertir con una aproximación real al mercado español. También ayuda a conocer el mercado de primera mano, aspecto clave para minimizar los riesgos al momento de invertir«, matiza.

Cuánto hace falta demostrar?, el director del Grupo SIEspaña asegura que cerca de 30.000 euros anuales para el solicitante, así como unos 7.000 euros anuales para cada uno de los familiares que le acompañan. «Es un proceso migratorio que requiere tener de unos recursos a disposición, pero que permitirá contar con unas garantías sólidas para invertir posteriormente en el mercado español», destaca.

Los ciudadanos iberoamericanos cuentan con un ‘plus’ a través de este visado. «La ley establece que, tras el paso de dos años de residencia constante en España, el ciudadano podrá solicitar la tramitación de la nacionalidad. Un proceso que le llevará directamente a contar con su DNI y pasaporte español«. Sin olvidar que esto equivale a un llave para trabajar o vivir en cualquier otro país de la Unión Europea.

Un proceso en auge

En los últimos años, el Grupo SIEspaña ha ayudado a unas 500 familias en su proceso migratorio hacia España. El principal interés proviene, evidentemente, de los principales países de América Latina, pero también existe un importante volumen de inmigrantes que «tras descapitalizarse en Estados Unidos durante su proceso migratorio, deciden hacer las maletas y apostar por un país con una calidad de vida y mejores oportunidades. En estos casos, España es la mejor opción», sentencia Rangel. (Visa reduce un 75% su beneficio en el segundo trimestre tras aplicar un cargo de 1.400 millones)

Entre los sectores donde más han ido invirtiendo los empresarios latinoamericanos está la gastronomía, la hostelería y los inmuebles. La media entre la obtención del visado y la primera inversión «oscila entre los seis meses y el año y medio», una tendencia que es protagonizada por los inmigrantes de origen mexicano, colombiano, guatemalteco, así como por los rusos y asiáticos.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído