Moratinos: la UE ya no tiene «ninguna razón» para mantener la Posición Común

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Miguel Angel Moratinos, señaló este miércoles que tras el anuncio de que el Gobierno cubano liberará a 52 presos políticos ya no existe «ninguna razón» para que la Unión Europea mantener la Posición Común hacia Cuba.

El jefe de la diplomacia española, a la conclusión de su viaje oficial a la isla, valoró muy positivamente el anuncio» y señaló que con la decisión de las autoridades cubanas «se abre una nueva etapa en Cuba».

«Ya no hay ninguna razón para mantener la Posición Común», indicó el titular de Exteriores en declaraciones a Radio Nacional recogidas por Europa Press. «Eso es lo que me pidieron mis colegas europeos, que si conseguíamos zanjar la cuestión de los presos lógicamente se levantaría la Posición Común. Espero que ahora «…) respondan a su compromiso».

El anuncio de la liberación de los 52 presos políticos, cinco de los cuales serán excarcelados en las próximas horas y podrían viajar a España, «supone la nueva voluntad del gobierno cubano, del presidente (Raúl) Castro, de zanjar definitivamente este capítulo, esta situación de los denominados presos políticos, y empezar una nueva etapa», añadió Moratinos.

Moratinos, que había recibido el encargo por parte de los Veintisiete de buscar una salida a la situación de los presos políticos en Cuba, aseguró que la Alta Representante de Política Exterior de la UE, Catherine Ashton, ha reaccionado de forma «muy positiva» al anuncio, informó RTVE en su web.

En junio, el ministro español convenció a sus socios europeos para que aplazaran a septiembre la revisión que cada año hacen de su política hacia la isla, la llamada Posición Común, impulsada por José Maria Aznar en 1996 y que condiciona la relación bilateral a avances en democracia y derechos humanos. La Habana exige su eliminación porque la considera una injerencia y una imposición unilateral por parte de los Veintisiete.

Moratinos explicó entonces que el aplazamiento de ese debate buscaba favorecer la mediación iniciada por la Iglesia cubana en favor de los presos, que hasta hoy se había traducido en la liberación de Ariel Sigler, el acercamiento de una docena de presos a cárceles más cercanas a sus países de origen y en la salida de la cárcel del médico disidente Darsi Ferrer, que permanece bajo arresto domiciliario.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído