REPRESIÓN, LATROCINIO Y VIOLENCIA EN LA VENEZUELA CHAVISTA

El Tribunal Supremo de Venezuela en el exilio condena al tirano Maduro a 18 años y 3 meses de prisión por corrupción

El órgano judicial, que se pronunció desde el Congreso de Colombia, en Bogotá, también ordenó al dictador venezolano el pago de 35 millones de dólares en resarcimiento al Estado, en el marco de la causa por lavado de dinero de Odebrecht en Venezuela

El Tribunal Supremo de Venezuela en el exilio condena al tirano Maduro a 18 años y 3 meses de prisión por corrupción
El dictador Nicolás Maduro (VENEZUELA). EP

Un paso, simbólico, pero importante. El Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de Venezuela en el exilio condenó este 15 de agosto de 2018 al dictador Nicolás Maduro a 18 años y 3 meses de prisión por delitos de corrupción.

El mandatario chavista también deberá resarcir al Estado con 35 millones de dólares, al tiempo que queda inhabilitado para ejercer cargos públicos.

La sentencia, que fue emitida desde el Congreso de Colombia, en Bogotá, se da en el marco de la corrupción de la constructora brasileña Odebrecht en Venezuela.

«Aquí hay un ejemplo de que sí se puede condenar a los corruptos y rescatar el patrimonio que ha desaparecido de las arcas de nuestro país. Y si hay países y organismos internacionales dispuestos a ayudar a nuestra República».

«Cada magistrado tuvo el valor de decidir de manera individual e imparcial. No hay que ser abogado para entender las pruebas, para ver si las pruebas demuestran un hecho punible o no. De las pruebas surgió que mucho dinero involucrado en obras grandes desapareció del país sin que se hubieran construido las infraestructuras».

Los jueces en el exilio indicaron que Maduro deberá cumplir su reclusión en el centro militar de Ramo Verde, ubicado en Los Teques, estado Miranda.

Por su parte, el Tribunal Supremo aseveró que los organismos internacionales deben colaborar para la repatriación del patrimonio que fue adquirido ilícitamente por el chavismo durante las últimas dos décadas.

«El dinero que es nuestro, y que debería estar en nuestro país, esta en el exterior. Y los organismos internacionales deben colaborar para repatriar esos recursos que están en manos de personas afuera relacionadas con delitos de corrupción».

La ex fiscal general de Venezuela, Luisa Ortega Díaz, también exiliado en Colombia, fue la encargada de exponer la acusación y presentar los testigos, durante el proceso judicial.

En marzo pasado, el TSJ en el exilio admitió a trámite la demanda de Ortega en la que vinculaba a Maduro con delitos de corrupción relacionados con la constructora brasileña y en la que se pidió emitir una orden de captura contra él a través de Interpol.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído