SALUD Y PLACER

Se inyectó un potenciador para ser un ‘toro’ sexual y ahora podría perder la ‘trompa de elefante’

Se inyectó un potenciador para ser un 'toro' sexual y ahora podría perder la 'trompa de elefante'

La adicción sexual llevó al británico Danny Polaris a un hospital en Berlín donde ya tiene 15 días ingresado, y lo peor es que se encuentra al borde de perder el pene.

De acuerdo a la información publicada por Daily Mail, Danny lleva más de 2 semanas sufriendo lo que él describe como una “dolorosa y potencialmente mortal” erección, luego de que desde hace ya varios años se ha estado inyectando directamente en su miembro un medicamento que alguien le recomendó como un potenciador sexual, además de consumir Viagra.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

I need to rest. Things seem much simpler in black and white and gray.

Una publicación compartida de Danny Polaris (@dannypolaris) el 8 Ago, 2019 a las 1:50 PDT

En el hospital, los médicos le diagnosticaron priapismo, producto de una reacción alérgica derivada de la combinación de estos dos medicamentos con otro que consume regularmente y que supuestamente evita que se contagie de VIH, ya que Polaris es homosexual.

“Fue una de las peores decisiones de mi vida. Algunos días me despierto y lloro por lo estúpido que fui, por lo que he perdido, por lo que me puede pasar”, comentó Polaris.

El problema es que los doctores le han dicho que si los tratamientos no funcionan, lo más seguro es que deberán amputarle el pene.

Polaris adora Alicante, y en su más reciente publicación en Instagram dedicó unas palabras a su «querida Alicante», donde estuvo de vacaciones el pasado mes de Julio.

Autor

Ivan Rastik

Iván Rastik, personaje ruso de origen pero español de vocación, es el gran experto erótico-festivo de Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído