CORRUPCIÓN EN AMÉRICA LATINA

«‘Donaciones’ de 4.000.000»: La nueva denuncia de la Policía de Brasil contra el «santo» Lula Da Silva

El Instituto Lula disfrazó como donaciones las transferencias recibidas en una "especie de cuenta corriente de sobornos"

"'Donaciones' de 4.000.000": La nueva denuncia de la Policía de Brasil contra el "santo" Lula Da Silva
El exmandatario brasileño, Luiz Inacio Lula Da Silva.

Luiz Inacio Lula Da Silva fue acusado nuevamente por estar vinculado, presuntamente, en un nuevo caso de corrupción en Brasil.

Esta vez por cargos de «corrupción pasiva y lavado de dinero» que permitieron a Lula recibir 4 millones de reales, una cantidad cercana al millón de dólares, de la constructora Odebrecht entre diciembre de 2013 y marzo de 2014.

El Modus Operandi

Según dejó saber la Policía Federal, el Instituto Lula recibió transferencias disfrazadas de donaciones a una «especie de cuenta corriente de sobornos», mantenida por la constructora como intercambio por los beneficios que la empresa recibía del gobierno del Partido de los Trabajadores de Brasil (PT).

Según el comisario Dante Perogago Lemos, coordinador de la investigación, el Instituto Lula disimuló el origen y la naturaleza de los fondos que le llegaban de Odebrecht, “falsamente presentados y registrados como donaciones”, todo ello en un informe de más de 100 páginas.

Los acusados y sus argumentos

El Ministerio Público Federal será el encargado de resolver si presentará si presenta o no la denuncia formal contra los responsables los involucrados, siendo también señalados Paulo Okamotto, presidente del Instituto Lula, Antonio Palocci, exministro de Hacienda y el reconocido Marcelo Odebrecht quien presidía la constructora.

Como era de esperarse, abogados de Lula desde ya señalan que la denuncia carece de fundamentos, e indican que las donaciones otorgadas al instituto fueron legales, con su origen definido y realizadas sin ninguna contrapartida.

Lula en Telesur

Este jueves el exmandatario ofreció una entrevista a Telesur, en la cual, sin hablar específicamente del caso, volvió a afirmar que los procesos judiciales en su contra tienen como esencia atacarlo políticamente.

«Pienso que dentro de poco el proceso judicial se va desacreditando (…) Me siento triste porque un Ministerio Público que fue creado para garantizar la democracia de un país y algunas personas (allí) dentro resolvieron hacer política. Pienso que no se conformaron con el éxito de nuestro Gobierno», comentó.

Además mostró su entusiasmo al afirmar que la verdad, refiriéndose a su inocencia, se impondrá, «yo respeto a las instituciones, pero quiero desmoralizar a algunas personas que usan las instituciones para hacer política partidista (…) puede demorar un tiempo, pero vamos a restablecer la verdad en Brasil».

Los amigos de Lula Da Silva

Los lazos de la izquierda internacional están más fuertes que nunca, no hay ningún caso de corrupción o de violación de derechos humanos que imponga el sentido común, el apoyo entre exmandatarios y presidentes en ejercicio es irrestricto, además de Lula, Evo Morales y Cristina Fernández de Kirchner han recibido cargos de la justicia por acusaciones de corrupción, sin que otros mandatarios como Andrés Manuel López Obrador y Alberto Fernández se han pronunciado contra las instituciones de justicia tildándolas de estar vinculadas con fines políticos.

En España, por supuesto, no es diferente, Juan Carlos Monedero, Pablo Iglesias o el mismo expresidente José Luis Rodríguez Zapatero se han pronunciado a favor de Lula en los casos anteriores y es poco probable que esto vaya a cambiar, la izquierda más sectaria prioriza la ideología sobre la justicia, para ellos es un santo.

Autor

Jesús Mitchelle Torres

Licenciado en ciencias fiscales (ENAHP – IUT), especialista en auditoría de Estado (Universidad Simón Bolívar) y magíster en gerencia pública (IESA) con siete años de experiencia como auditor de Estado en Venezuela.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído