Una pequeña violinista llora después de ser engañada por la esposa de Nicolás Maduro

Cilia Flores y Delcy Eloína Rodríguez jugaron con las ilusiones de la joven promesa venezolana

Una pequeña violinista llora después de ser engañada por la esposa de Nicolás Maduro
Cilia Flores y Delcy Eloína Rodríguez engañando a las jóvenes venezolanas PD

Las mentiras del chavismo han quedado, una vez más, en evidencia. Jonathan Galviz Roch asegura ser padre de una de las niñas que se encontraban durante la visita, de la denominada “primera combatiente”, Cilia Flores al centro de Acción Social de la Música y Sistema de Orquestas junto a la Vicepresidente Ejecutiva, Delcy Eloína Rodríguez. Un acto que disfrazó de interés por la cultura lo que simplemente es un lavado de imagen tras las acusaciones internacionales de ser un régimen que viola los derechos humanos.

“Para que nuestros niños de los barrios pudieran tener acceso a un trombón, una trompeta; como estos niños que hoy reciben estos instrumentos”, aseguró Flores en televisión estatal. Una promesa que se realizó frente a la cámara de los medios oficialistas, pero que escondía detrás una gran mentira y una manipulación mediática. Así lo indica Galviz, quien considera que las niñas fueron utilizas. «En esta foto esta mi hija, violinista, con otra niña percusionista, utilizadas para engañar al pueblo. El acto era por la dotación (falsa) de instrumentos y adjudicándose el éxito del sistema. Mi hija llora porque las engañaron vilmente”.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído