La madre de la adolescente expulsada de Francia está hospitalizada

La gitana Leonarda y su familia, agredidos en una reyerta familiar en Kosovo

El ministro socialista Valls se mantiene firme sobre la deportación de lrumanos ilegales lo que agrava la división de la izquierda francesa

La gitana Leonarda y su familia, agredidos en una reyerta familiar en Kosovo
Leonarda Dibrani. EP

La madre de la menor deportada por Francia, Leonarda Dibrani, fue agredida en la ciudad kosovar de Mitrovica tras una discusión con un grupo de parientes.

La policía de Kosovo afirma que se trata de «cuestiones familiares y no étnicas»:

«Sobre las 18.30 (16.30 GMT) se informó a la policía de Mitrovica que se había producido una pelea entre dos familias en el centro de Mitrovica, cerca del mercado de la ciudad».

El portavoz de la Policía de Kosovo, Avni Zahiti, subrayó que según la investigación policial todo se debió a una trifulca con los miembros de otra familia y no tiene nada que ver con una motivación xenófoba.

«Este no es un ataque con implicaciones étnicas. Xhemile Dibrani, la madre de Leonarda Dibrani, recién repatriada de Francia, estaba paseando por la ciudad cuando se enfrentó a otra familia gitana. Comenzaron a discutir y posteriormente la madre de Leonarda resultó agredida».

De acuerdo con las primeras informaciones de la Policía, la trifulca se produjo por problemas anteriores entre las dos familias.

«La madre de Leonarda después del ataque ha solicitado asistencia médica», declaró el policía, que negó haber sufrido lesiones de importancia.

Los demás miembros de la familia no sufrieron ninguna agresión, y el padre acompañó a su mujer mientras recibía asistencia sanitaria.

Leonarda Dibrani, de 15 años, fue detenida el pasado 9 de octubre durante una excursión escolar y deportada a Kosovo, donde se encuentra en la actualidad con su familia.

La polémica surgida por esa medida hizo que el presidente de Francia, Francois Hollande, rectificara y asegurara el sábado que, aunque la expulsión fue conforme a la ley, autoriza la vuelta de la joven, pero no la de sus padres y hermanos.

Leonarda declinó el ofrecimiento y aseguró que no regresaría sin su familia.

«No regresaré a Francia sin mi familia, no los abandonaré. No soy la única que necesita ir a la escuela. También deben ir mis hermanos y mis hermanas», explica esta joven de 15 años, nacida en Italia.

Cuatro de sus cinco hermanos nacieron allí, solo su hermana pequeña, de 17 meses, nació en Francia.

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído