Tecnología

The New York Times: La razón por la cual Apple sigue evolucionando aunque muchos no quieran

"La desigualdad es la historia de nuestra era y no es de sorprender que también pueda volverse la narrativa de la tecnología"

The New York Times: La razón por la cual Apple sigue evolucionando aunque muchos no quieran
Tim Cook presenta el Apple Watch JY

Farhad Manjoo – The New York Times

Desde hace mucho el mundo de los negocios ha estado plagado de catastrofistas de Apple: inversionistas, analistas, ejecutivos rivales y periodistas que analizan la empresa más valiosa del mundo y afirman que está condenada de manera inminente.(Apple: Así son y esto cuestan los nuevos iPhone Xs, Xs Max y XR)

Se supone que las compañías que fabrican productos costosos de hardware no deberían ser tan populares, rentables ni permanentes. Para muchas personas en el sector de la tecnología, el éxito de Apple puede parecer una casualidad, y todos los nuevos obstáculos que ha enfrentado la empresa -el éxito de Android, la muerte de Steve Jobs, la saturación del mercado de los celulares, el ascenso de la inteligencia artificial y el software en la nube- han parecido estar a punto de acabar con ella.

Sin embargo, este año, la narrativa que rodea a Apple ha cambiado de manera inverosímil. En una época de escepticismo creciente respecto al impacto de la industria tecnológica en la sociedad, el modelo de negocio de esta empresa resulta ser su ventaja más duradera.

Puesto que las ganancias de Apple provienen de la venta de celulares, y no de la publicidad, se ha podido presentar como un guardián que nos protege de una variedad de plagas digitales: defensor de tu privacidad, agitador contra la desinformación y la propaganda e incluso un guerrero convincente que combate la adicción a la tecnología, un problema agravado por lo irresistibles que son sus propios dispositivos.

Si el negocio más deliberado de Apple se convierte en la norma generalizada, podríamos llegar a ver una industria más cuidadosa respecto a los peligros y los excesos de la tecnología. También podría ser más exclusiva, un sector en el que las personas adineradas obtengan las mejores innovaciones y los pobres se expongan a más riesgos.

«El modelo de negocio de Apple -puesto que su dinero proviene del hardware rentable- le ha facilitado mucho tomar ciertas decisiones y defender ciertos argumentos acerca de cómo abordar problemas en la industria», comentó Carolina Milanesi, analista en Creative Strategies, una firma de investigación tecnológica.(eSIM: la revolucionaria tecnología de los nuevos iPhone XS de Apple)

La idea central del mensaje de Apple es simple: pagar directamente por la tecnología es la mejor manera de garantizar tu seguridad digital y cada nuevo peligro en línea es otra razón para invertir en el estilo de vida de Apple.

«Les estoy hablando desde Silicon Valley, donde algunas de las empresas más prominentes y exitosas han construido sus negocios haciendo que sus clientes confíen excesivamente en ellas al ceder su información personal», le dijo a una audiencia en 2015.

Para muchos -incluyendo a su servidor-, los argumentos de Cook sonaban alarmistas e interesados. Sin embargo, después de dos años de escándalo, suena profético.

Los altos precios de Apple también establecen una expectativa de seguridad, por lo que tiene más libertad para controlar propiedades en línea como su tienda de aplicaciones, su directorio de pódcasts y su aplicación de noticias. Hace una década, cuando Jobs impuso reglas en la tienda del sistema iOS con las que prohibió aplicaciones fraudulentas y pornográficas, lo llamaron puritano. Ahora sus reglas resultan proféticas.(Shazam será gratis y sin anuncios tras la compra por parte de Apple)

La desigualdad es la historia de nuestra era y no es de sorprender que también pueda volverse la narrativa de la tecnología. Conforme el mundo digital se haga más aterrador, la tecnología de Apple podría llegar a parecerse a un oasis de altos precios para los ricos del mundo. Todos los demás les apuestan a los servicios gratuitos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído