¿De la verdadera realeza?: Llega al hospital por fatiga y debilidad muscular pero los médicos descubren que tenía la sangre azul

¿De la verdadera realeza?: Llega al hospital por fatiga y debilidad muscular pero los médicos descubren que tenía la sangre azul
Paciente PD

Una joven de 25 años de Providence, Rhode Islands, fue al hospital porque sentía fatiga, debilidad muscular y su piel se había tornado ligeramente azul. Este es un raro síntoma que alertó a la mujer y que los profesionales del centro médico relacionaron con la ingesta de benzocaína, un calmante que la paciente había tomado para su dolor de muelas.

Los doctores Otis Warren y Benjamin Blackwood describieron el caso de su paciente en el New England Journal of Medicine, donde indicaron que la mujer tenía cianósis, el término que usan en medicina para la coloración azul de la piel debido a trastornos circulatorios.

Warrenm, es médico de emergencia en el Hospital Miriam de Providence, pero solo había visto una vez a otra persona “azul”, mientras estaba realizando su residencial. Esa única experiencia previa le permitió identificar rápidamente qué le pasaba a la joven que llegó de emergencia. “Es uno de esos casos raros que nos enseñan, para los que hemos estudiado y aprobado exámenes pero que es raro ver”, dijo el doctor a CNN.

En el caso de la mujer de Providence, según KTLA, la insuficiencia de oxígeno en la sangre no eran tan bajos y tampoco presentaba dificultad respiratoria por lo que Warren y sus colegas determinaron que lo que padecía la joven era un trastorno sanguíneo llamado metahemogobinemia y que se caracteriza por la generación de una cantidad anormal de una forma de hemoglobina. Si no se trata a tiempo, la enfermedad puede ser mortal.

La metahemoglobinemia se da en personas que nacen con raras mutaciones genéticas aunque, ciertos medicamentos pueden causarla. La benzocaína fue lo que provocó un exceso de metahemoglobina en la paciente de Warren. Al ser de color marrón oscuro, la metahemoglobina hace que la sangre cambie de roja a azul.

La joven se había aplicado benzocaína en la encía para aliviar el dolor de dientes. La benzocaína es un anestésico local de vental libre aunque la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) desaconsejó el año pasado su empleo en menores de dos años, a quienes se les solía aplicar en la época de dentición.

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído