Sale a luz el vídeo en el que Jessi Combs intenta batir su propio récord de velocidad y termina encontrando la muerte

TMZ publicó un video de los segundos previos al trágico accidente.

Sale a luz el vídeo en el que Jessi Combs intenta batir su propio récord de velocidad y termina encontrando la muerte
El accidente de Jessi Combs

«La mujer más rápida en cuatro ruedas» tras haber establecido un récord de 640 km/h en 2013, murió en un accidente al intentar batir ese registro el pasado 27 de agosto de 2019.

En aquel momento, los servicios de emergencia fueron informados que un vehículo equipado con un motor a reacción se había estrellado en el desierto de Alvord al intentar batir un récord de velocidad, señaló en un comunicado el comisario del condado de Harney, en Oregon, oeste de Estados Unidos.

Ahora, a casi 10 días del accidente el portal norteamericano TMZ publicó un video de los minutos previos al trágico accidente. En la grabación se pudo ver a la corredora de 39 años ir a más de 800 kilómetros por hora.

El desierto de Alvord fue el lugar elegido para intentar batir dos récords. El primero de ellos lo logró al superar la marca de velocidad que estableció en 2016 cuando llegó a los 777 km/h.

Combs murió intentando conseguir el segundo, el cual se trataba de sobrepasar los 824 km/h que registró su compatriota Kitty O’Neil en 1976 a bordo de un vehículo de tres ruedas.

En el video se pudo ver como «La mujer más rápida en cuatro ruedas» alcanzaba los 800Km/h a bordo de su coche de 52.000 CV dejando un camino de humo detrás. La grabación se corta minutos antes del fatal accidente que acabó con su vida y que dejó al «North American Eagle» (nombre del vehículo) calcinado.

«Jessi Combs estaba muerta. Las causas del siniestro son desconocidas y son actualmente objeto de investigación», apuntaron desde la Oficina del Sheriff del Condado de Harney.

«El sueño más notable de Jessi era convertirse en la mujer más rápida de la tierra, un sueño que había estado persiguiendo desde 2012″, señaló la familia en un comunicado en el que confirmó el deceso Coombs.

La mujer, que participaba igualmente en varios programas de televisión en Estados Unidos, había decidido retomar en 2018 la conducción de su auto a reacción para mejorar sus resultados.

La noticia de su muerte fue confirmada en las redes sociales por Terry Madden, socio y miembro del equipo de Combs, quien dijo que la piloto murió «en un horrible accidente» y que él fue «el primero en llegar» al lugar del accidente.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído