La «preocupación» de los legisladores de Colombia por la fuga de Jesús Santrich, líder de las FARC

La "preocupación" de los legisladores de Colombia por la fuga de Jesús Santrich, líder de las FARC
Jesús Santrich, líder de las FARC PD

Los legisladores de Colombia señalaron el miércoles que existe «preocupación» entre sus pares de Estados Unidos por la fuga del ex jefe guerrillero, negociador de paz y actual congresista Jesús Santrich, que Washington busca por cargos de narcotráfico.

El caso surgió en los encuentros que una delegación de once congresistas colombianos mantuvo con legisladores republicanos y demócratas para analizar la lucha conjunta antidrogas, dijo a periodistas la senadora oficialista y vocera del grupo, Paloma Valencia. «Hay una preocupación en torno a si eso significa que la figura de la extradición no va a tener viabilidad, pero existe todo el compromiso de mantener la figura de la extradición como una figura de cooperación judicial fundamental para la lucha contra el narcotráfico», dijo.

Santrich, ex jefe de la extinta guerrilla FARC, está prófugo tras no comparecer el martes ante la justicia para responder por un presunto intento de traficar con cocaína después de haber firmado la paz en 2016, cargos por los cuales lo busca Estados Unidos. En abril de 2018 Seuxis Paucias Hernández, nombre legal de Santrich, ya había sido detenido con fines de extradición a Estados Unidos.

Pero en mayo de este año la Corte Suprema colombiana dispuso su ex carcelación y asumió el expediente del congresista, quien siempre alegó ser inocente y atribuyó las acusaciones a un complot de Estados Unidos y la fiscalía colombiana para torpedear la implementación de los acuerdos de paz. Colombia, primer cultivador mundial de hoja de coca, materia prima de la cocaína, implementa un acuerdo de paz sellado en 2016 para superar un conflicto de más de medio siglo, en el que el narcotráfico sirvió de financiamiento a los grupos armados.

El significativo aumento de los cultivos de coca y de la producción de cocaína registrados en los últimos años en Colombia tensó las relaciones entre Washington y Bogotá, pero Valencia aseguró que el gobierno de Iván Duque está atendiendo el incremento con «contundencia».

Sin embargo, aseveró que mientras los sembradíos ilícitos sigan dando más rendimiento que cualquier otro producto agrícola «es muy difícil» superar el problema. «Para lograr que la sustitución de los cultivos ilícitos por otros productos tenga éxito y estabilidad en el tiempo necesitamos buscar mecanismos que garanticen mercados», afirmó.

Dijo que en los diálogos con los congresistas estadounidenses se puso como ejemplo el cultivo de palma de aceite, en el que muchos campesinos colombianos se embarcaron con la promesa de que el biodiésel se podría vender en Estados Unidos, pero esto no sucedió, generando «un enorme descontento». Los congresistas colombianos se reunieron entre otros con la senadora Dianne Feinstein, quien copreside el Comité Senatorial de Control Internacional de Narcóticos.

El grupo visita esta semana Washington invitado por el Instituto de Paz de Estados Unidos (USIP por sus siglas en inglés), una institución federal financiada por el Congreso estadounidense.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído