La madre acusada de asfixiar a su bebé: Una historia de metanfetamina y relación extramatrimonial

La madre acusada de asfixiar a su bebé: Una historia de metanfetamina y relación extramatrimonial
Heather Reynolds PD

Heather Reynolds, una madre de Nueva Jersey está acusada de asfixiar a su hijo pequeño el año pasado porque supuestamente sería «un obstáculo» en una relación extramarital que tendría, dijeron los fiscales durante su audiencia. Los fiscales del condado de Camden, Nueva Jersey señalaron que Reynolds asfixió a su hijo Axel, de 17 meses de edad, en pleno día de la madre, el 10 de mayo de 2018, sosteniendo una toallita limpiadora sobre la nariz y la boca.

Sin embargo, su abogado defensor dijo que ella no tuvo nada que ver con la muerte del bebé. Reynolds salió corriendo de su hogar en Gloucester Township, sosteniendo a su bebé en sus brazos, y gritó pidiendo ayuda a los vecinos. Las cuadrillas de emergencia arribaron y atendieron al pequeño en el césped de la casa de su familia, sin embargo ya no respiraba.

El asistente del fiscal Peter Gallagher dijo que el niño tenía contusiones alrededor de su boca y nariz, al respecto Reynolds justificó que su hijo pudo haber bebido algo venenoso, dijo Gallagher. Ella cambió su historia cuando un paramédico notó que su hijo tenía más tiempo muerto del que ella había dicho.

El médico forense Gerald Feigin determinó que la muerte fue un homicidio por asfixia el 7 de junio después de que se encontraron rastros de una sustancia usada en detergentes y antisépticos en el cuerpo del niño.

Metanfetamina y una aventura

Testigos dijeron a la policía que Reynolds había tomado metanfetamina la noche anterior y hasta la mañana del incidente, dijo Gallagher. La acusación se confirmó después de que se encontraron residuos en su bolso, agregó. Además, una revisión de sus mensajes de texto en su celular reveló que estaba teniendo un romance extramarital mientras su esposo estaba fuera del estado por negocios, reportó nj.com.

«Los detectives expusieron que la acusada había expresado el sentimiento de que su hijo pequeño era un obstáculo para la relación con su novio», dijo Gallagher. Heather Reynolds, de 41 años, quien también lucha contra la adicción a la metanfetamina, lloró cuando su abogado negó los cargos de asesinato para su hijo Axel el 10 de mayo del año pasado.

La madre estudió Ciencias de la Salud en la Universidad de Florida antes de estudiar psicología del desarrollo en la Universidad de Pennsylvania. Ella tiene otros dos hijos pequeños y anteriormente trabajó como terapeuta en un servicio de asesoramiento para niños, informó el portal DailyMail.

La señora Reynolds fue acusada por un gran jurado el 13 de junio después de escuchar las pruebas. Su esposo, Joseph, quien murió en noviembre de este año, estaba fuera por trabajo cuando murió Axel. Su perfil en las redes sociales muestra muchas fotos de la madre con Axel, sus dos hijos pequeños y su esposo.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído