Viola a la hija de 12 años de su exnovia, pero evita la deportación por un insólito motivo

Viola a la hija de 12 años de su exnovia, pero evita la deportación por un insólito motivo
Michael Stinson PD

Un nuevo caso de violencia sexual paraliza a Estados Unidos. Michael Stinson, de 54 años, pasó más de 17 años en la cárcel después de que lo condenarán por violar a la hija de su exnovia, una niña de 12 años. Las autoridades migratorias esperaban que el hombre, de origen irlandés, cumpliera condena para expulsarlo del país pero se están encontrando con serios inconvenientes.

La víctima, Tiffany Tolbert, asegura que el irlandés la violó varias veces en un periodo de 72 horas. Por esa razón, condenaron al hombre en 2001. Tolbert defendió a los inmigrantes de la frontera sur que “quieren vivir aquí y ser legales”. Sin embargo, criticó que las autoridades estadounidenses “dejen a esta escoria”, en referencia a su violador.

Stinson lleva unos 18 meses fuera de la cárcel y viviendo en un bosque de Florida, cerca de Daytona Beach. A pesar de figurar durante más de una década en el listado de deportación de ICE, los agentes no lo han conseguido. Según el diario The Daytona Beach News-Journal, la agencia afirma haber unido esfuerzos con “autoridades extranjeras” para enviar al hombre a su país de origen. Sin embargo, no aclaran qué les impide hacerlo.

El citado diario informa de que algunos países se resisten a aceptar a ciudadanos que han pagado condena en EEUU. Sin embargo, también aclara que suelen ser naciones que no tienen buena relación con EEUU. Y ese no es el caso de Irlanda.

El problema es, según el abogado de inmigración, Scot Silzer, que aún no se puede probar que el hombre naciera en Irlanda. Mientras lo demuestran, asegura Silzer, Stinson “se quedará aquí”. La víctima, por su parte, opina que tampoco quieren a Stinson en su país natal.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído